CONSUMO RECREATIVO DE DROGAS


El uso de las distintas drogas no es actual en la historia de los seres humanos, sustancias como el alcohol en Europa; las hojas de coca en la cordillera andina; los derivados del cannabis en los países Árabes o el opio en el Extremo Oriente son conocidas y utilizadas desde la antigüedad. Los usos de estas sustancias han estado ligadas tradicionalmente a la cultura, las creencias religiosas o curativas propias de cada región.

i
El problema de las drogas tal como hoy lo conocemos surge a finales de los años 60 y principios de los 70. Las razones que explican su aparición son múltiples, pero entre las principales habría que incluir: la globalización del mercado de las drogas, los que comercializan estas sustancias como una experiencia, que hace posible que los individuos de muchas comunidades, puedan acceder a sustancias hasta entonces desconocidas en su entorno; la creciente importancia en nuestra sociedad de valores en los que se resalta el individualismo, el hedonismo y la asunción por parte de algunos movimientos sociales muy importantes para los jóvenes de distintas épocas del tema de las drogas como elemento identificativo, por ejemplo el movimiento hippie en los años 70.


El problema de considerar al consumo de una droga como recreativo va más allá de generar dependencia, sufrir el síndrome de abstinencia y tolerancia a la sustancia, es ver a la sustancia como controlable sin tener en cuenta que el hecho de que los efectos de las sustancias, en muchas ocasiones convierten a los individuos en imprudentes, haciendo que se comporten de forma irresponsable y asumiendo riesgos que en condiciones normales no se correrían aumentando las situaciones de riesgo, como ejemplo la importancia que estos consumos pueden tener a la hora de explicar el establecimiento de relaciones sexuales arriesgadas, no hace falta apuntar la importancia que los jóvenes le conceden al sexo, en los contextos recreativos, cuando se consumen drogas y se mantienen relaciones bajo sus efectos, aumenta la probabilidad de hacerlo sin tomar las debidas precauciones, incrementándose enormemente el riesgo de que se produzcan embarazos no deseados o contagios de enfermedades de transmisión sexual. Otro ejemplo muy frecuente son los accidentes de tránsito los cuales representan la primera causa de muerte entre los jóvenes de 15 a 24 años, habiendo estudios que apuntan a que el alcohol y el consumo de otras sustancias pueden estar presentes en casi la mitad de los accidentes que se producen.


Además de las conductas de riesgo, una gran parte del consumo recreativo produce intoxicaciones a los individuos que las toman. Esto es así porque el patrón de uso se caracteriza por el consumo de grandes cantidades concentrado en períodos de tiempo cortos, que no permiten que el organismo metabolice las sustancias con la suficiente rapidez. La relevancia de estas intoxicaciones puede pasar desapercibida si no se tienen en cuenta las importantes complicaciones físicas que pueden ocasionar y que, en muchas ocasiones, necesitan de atención médica como queda de manifiesto durante muchos fines de semana en la mayoría de los servicios de urgencias de los hospitales.


Otra razón para considerar al consumo recreativo como preocupante es el paso a otras drogas más fuertes, el consumo de drogas es un fenómeno que no aparece de la noche a la mañana, sino que es el resultado de un largo proceso de desarrollo. Un ejemplo muy claro es el consumo de alcohol y tabaco el cual se considera mucho menos dañino y aceptado que otras drogas como la marihuana o la cocaína, a pesar de la gran cantidad de evidencia científica de los efectos biológicos, psicológicos y sociales que producen en la persona y el costo para la sociedad, esto se produce por la normalización en nuestra cultura del alcohol y del tabaco.



Escrito por: Psic. Paula Cueva

¿Cómo se siente hoy?

Dra. Claudia Vanessa Gavilanez Morales a sus órdenes.

doctor

¿En qué lo puedo ayudar?

doctor multidoctores
© 2018 | Multidoctores