COMO SE CONSUMEN LAS CASTAÑAS


Las castañas se pueden consumir crudas, para lo cual es preciso liberarlas en su totalidad de su capa externa de color marrón y dejarlas bien peladas. Por su alto contenido en taninos, consumidas así tal cual, pueden producir molestias gástricas en personas proclives a padecer trastornos digestivos. Hay quien recomienda, para tal caso, almacenarlas durante una o dos semanas después de la cosecha, para dar tiempo a que el contenido en taninos y almidón se transforme en azúcares más asimilables. Pero aún así, las castañas crudas resultan algo pesadas de masticar y digerir, y pueden favorecer la formación de gases.


La forma más clásica de saborearlas es asadas sobre una plancha de hierro o en una sartén con o sin orificios, pero previamente se les debe hacer un pequeño corte en la capa externa para que no revienten. El calor de la cocción favorece la transformación de los hidratos de carbono en azúcares y las hace mucho más digeribles. Se deben comer calientes, acompañadas de vino blanco dulce o licor tipo ratafía. Si dejamos que se enfríen pierden buena parte de su gracia.


Lic. Thalía Phuma
Nutricionista
Fuente: Cebrián, J. (2017) "COMO SE CONSUMEN LAS CASTAÑAS".



Escrito por: Nutricionista Thalía Phuma

¿Cómo se siente hoy?

Dra Alexandra Vicente a sus órdenes.

doctor

¿En qué lo puedo ayudar?

doctor multidoctores
© 2018 | Multidoctores