ENFERMEDAD PÉLVICA INFLAMATORIA


DEFINICIÓN:

Es un síndrome clínico que abarca procesos inflamatorios e infecciosos del tracto genital superior en la mujer, incluye una o varias de las siguientes condiciones: endometritis, salpingitis, peritonitis, absceso de trompas y ovarios; dichas entidades generalmente se encuentran combinadas; siendo la salpingitis el proceso más frecuente.

EPIDEMIOLOGÍA:

La enfermedad pélvica inflamatoria afecta principalmente a mujeres en edad reproductiva, por lo general entre los 15 y 25 años, las cuales empezaron sus relaciones sexuales a edad temprana y sin la protección (especialmente de barrera) adecuada.

FACTORES DE RIESGO

Afecta principalmente a las adolescentes y menores de 25 años por factores fisiológicos (asociado a niveles de estrógeno alto y por presencia de ectopia cervical que facilita la fijación de los agentes causales), sexualmente activas y con hábitos sexuales riesgosos, falta de uso de métodos anticonceptivos de barrera, uso excesivo de duchas vaginales.

SINTOMATOLOGÍA

Existe gran variabilidad en la forma de presentación de la EIP, desde formas subclínicas, prácticamente asintomáticas, hasta cuadros graves de abdomen agudo.

El síntoma más frecuente es el dolor hipogástrico, generalmente sordo y bilateral siendo característico que aparezca durante o inmediatamente después de la menstruación y que se agudice con la maniobra de Valsalva.

Otros síntomas son: dispareunia profunda, sangrado genital anormal, disuria atípica, náuseas y vómitos. A la exploración, con el tacto bimanual, es característico que la paciente muestre dolor importante a la movilización uterina y anexial; si éste es predominantemente unilateral, habrá que sospechar la existencia de un absceso a ese nivel.

Además, a la inspección vaginal con especuloscopia, se podrá objetivar cervicitis y leucorrea purulenta y maloliente.

DIAGNÓSTICO

Tradicionalmente el diagnóstico se ha basado en una tríada: dolor pélvico, dolor a la movilización del cérvix y palpación anexial y presencia de fiebre, sin embargo hay pacientes que pueden tener síntomas leves que nos pueden confundir en el momento del diagnóstico. El objetivo del diagnostico de la EPI, es establecer guías de actuación suficientemente sensibles para evitar perder los casos leves, pero suficientemente específicas para evitar administrar antibióticos a mujeres que no estén infectadas. Por lo tanto, el diagnóstico de EPI requiere una cuidadosa consideración de la combinación de los factores de riesgo del paciente, hallazgos del examen físico, los hallazgos de laboratorio y la presentación clínica en general. El diagnóstico se basa en la presencia de todos los criterios mayores y al menos uno de los menores.

TRATAMIENTO

Con el advenimiento de la antibioticoterapia se redujo el número de intervenciones quirúrgicas y las complicaciones propias de la EPI, de aquí la importancia de un diagnóstico temprano y el inicio oportuno del tratamiento. Los dos objetivos más importantes del tratamiento temprano son la resolución de los síntomas y la preservación de la función tubárica, erradicando los agentes etiológicos, utilizando como mínimo dos antibióticos.

Resumen realizado por:

Liseth Hernández

Médico General

Fuente:

Larraburo, M. Enfermedad pélvica inflamatoria: generalidades y manejo terapéutico en las mujeres afectadas con este padecimiento. Revista médica de costa rica y Centroamérica LXXI (609) 141 - 144, 2014

Baquedano, L. Lamarca, M. Puig, F. Ruiz, M. Enfermedad inflamatoria pélvica: un reto en el diagnóstico y tratamiento precoz. REV CHIL OBSTET GINECOL 2014; 79(2): 115 – 120


Escrito por: Dra. Liseth Hernández

¿Cómo se siente hoy?

Dra Alexandra Vicente a sus órdenes.

doctor

¿En qué lo puedo ayudar?

doctor multidoctores
© 2018 | Multidoctores